(Foto: Infobae México/Jovani Silva)
(Foto: Infobae México/Jovani Silva)

Nemesio Oseguera Cervantes, el Mencho, ha llevado al Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) a la cima del hampa; sin embargo hace 35 años ―el día de su primera captura― jamás lo hubiera imaginado.

El Mencho, natural de Aguililla (Michoacán) tuvo que hacerse cargo de sus hermanos a la edad de 14 años. Había muerto su padre y para salir adelante cambió el cultivo de frijol por la marihuana. Un negocio que le conduzco hasta Estados Unidos.

Pero la bonaza duró hasta 1986. En la Unión Américana fue detenido a los 20 años por posesión de droga y fue deportado a México. Al país que regresó no tenía ni pies ni cabeza. En 1985 el agente encubierto de la DEA, Enrique Kiki Camarena, había sido asesinado. Cuatro años después, el sinaloenses Miguel Ángel Félix Gallardo, el Jefe de Jefes fue capturado por su presunta relación con dicho delito.

Félix Gallardo había hecho de Jalisco su base de operaciones hasta que fue detenido. Tras su caída, Joaquín Guzmán Loera y otros narcos no tardaron en pelear la plaza. El Mencho, entonces inmersó en esa guerra, luchó bajó el amparo de el Chapo Guzmán e Ignacio Nacho Coronel.

Bajo su amparo el narco aprendió del negocio. Se casó con Rosalinda González y se alió con sus aliados y su grupo criminal Los Cuinis. Cundo Nacho Coronel murió en 2010, Oseguera Cervantes y Los Cuinis empezaron su camino en solitario de los de Sinaloa.

SEGUIR LEYENDO:





Fuente