La belleza es un derecho de todas las mujeres. Y no tiene por qué ser algo costoso ni complicado. Sigue leyendo y conoce nuestros sencillos consejos de cuidado personal.

6. Lavar o limpiar el rostro

La aconsejable es no solo agua y jabón para la cara, sino un limpiador suave. Lavar muchas veces el rostro afecta la barrera lipídica natural. Además, los limpiadores son más efectivos para quitar el polvo y los restos de maquillaje.

7. Piel tersa

Si piel tersa es lo que quieres tener, usa jabones o gel de baño a base de productos naturales, como avena, aloe vera, coco, almendras o aceite de oliva. Aunque cada uno tiene sus propiedades, estos productos naturales te brindan muchos beneficios.

8. Tu piel se alimenta

También recuerda nutrir tu piel. Incluye en tu dieta zanahorias, espinacas, berros, acelgas, cebollas, pepino, aguacate, nueces, toronjas y té verde. Puedes
usar suplementos de vitamina C como complemento.

9. Libérate de las células muertas

Periódicamente, usa un exfoliante para eliminar las células muertas que se acumulan en el estrato córneo, favoreciendo así el proceso de renovación de la piel. Hay exfoliantes caseros y naturales que tú misma puedes hacer.

10. Fotoprotección

Han sido ampliamente estudiados y descritos los daños que el sol puede producir sobre la piel, tanto desde el punto de vista de la
salud como de la estética: quemaduras, irritación, fotoenvejecimiento, fotocarcinogénesis. Por ello, debes usar protector solar.

11. Humectación

Ya sea que tengas piel seca, normal o grasosa, aplica crema corporal inmediatamente después de ducharte. Así mantendrás la humedad por más tiempo. Si
la piel pierde humedad, se pone áspera y tirante y se acentúan las arrugas. Puedes hidratar la piel con productos naturales.

12. Hidratación

Hablando de hidratación, es importante aclarar que lo puedes hacer desde el exterior, con cremas humectantes. Pero lo recomendable es tomar 2 litros de agua al día.

Al estar hidratada, no solo tu piel se ve más saludable, sino que tú también te sentirás mejor y tendrás energía. Asimismo, la hidratación previene el daño renal y disminuye la inflamación.

13. Secretos de un cabello sedoso

Incluye en tu dieta alimentos ricos en omega 3, proteínas y antioxidantes, así como también en vitamina C (cítricos) y en otras vitaminas (verduras, frutos
secos). Puedes tomar un suplemento que contenga biotina para el cabello.

14. Tus manos hablan

No solo nos referimos a los gestos o los énfasis, sino que la piel de las manos y el cuidado de las uñas son aspectos que revelan mucho de ti y que debes atender. Usa cremas hidratantes especiales y no abuses del lavado. Lima las uñas y utiliza esmaltes de buena calidad.

15. Tu postura también

No solo es estéticamente poco atractiva, sino que una postura encorvada acarrea problemas de salud, desde dolores de espalda, cuello y
cabeza hasta fatiga y problemas respiratorios. Mantenerte derecha te evita estos problemas y transmites confianza.

16. La belleza entra por la boca

Todo lo que comas repercutirá en ti, para bien o para mal. Por eso, elige alimentarte siempre con lo más saludable. Se notará en la piel, en la grasa acumulada
y en la salud general.

17. Cuídate de las grasas trans

Consume menos grasas hidrogenadas y grasas trans, también llamadas hidrogenadas. Las mismas elevan los niveles de colesterol malo, obstruyen las
arterias y aumentan el riesgo de enfermedad coronaria. Además, las grasas saturadas se acumulan en el cuerpo en el abdomen, en los glúteos y en los muslos.
Por tanto, no son buenas para tu cuidado personal ni para tu belleza.

18. Un dulce amargo

Un nivel alto de consumo de azúcar se puede traducir en diversos problemas de salud. Aquí podemos mencionar a las caries, el acné, el sobrepeso, la predisposición a la diabetes y el aumento del riesgo de hipertensión arterial.



Fuente