El Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés) publicó los resultados de una investigación denominada “Pandora Papers”, sobre cuentas bancarias secretas en paraísos fiscales, basada en la filtración de 11,9 millones de documentos.

Un comunicado del grupo de periodistas, expresa que, “basada en la filtración de archivos de paraísos fiscales más amplia de la historia, la investigación revela los tratos secretos y los activos ocultos de más de 330 políticos y funcionarios públicos de alto nivel en más de 90 países y territorios, incluidos 35 dirigentes de países”.

En los archivos filtrados, también aparecen “embajadores, alcaldes y ministros, asesores presidenciales, generales y el gobernador de un banco central”.

Hasta el momento, la investigación ha arrojado que en la filtración se encuentran involucrados 35 jefes y exjefes de Estado, entre los que están incluidos catorce latinoamericanos, como el chileno Sebastián Piñera, el dominicano Luis Abinader y el ecuatoriano Guillermo Lasso.

Entre los ex mandatarios señalados por los archivos figuran: Juan Carlos Varela, Ricardo Martinelli y Ernesto Pérez Balladares de Panamá; Alfredo Cristiani y Francisco Flores de El Salvador; César Gaviria y Andrés Pastrana de Colombia; Porfirio Lobo de Honduras; Pedro Pablo Kuczynski de Perú y Horacio Cartes de Paraguay.

También aparecen implicados el exprimer ministro británico Tony Blair, el antiguo gerente del FMI, Dominique Strauss-Kahn, el monarca Abadalá II de Jordania, el ministro de Economía brasileño, Paulo Guedes, y otras figuras del espectáculo o el deporte como los cantantes Julio Iglesias y Shakira o el entrenador Pep Guardiola.

La investigación supuso la mayor colaboración periodística de la historia, con más de 600 periodistas de 117 países intercambiando información.

El ICIJ había publicado en 2016 los llamados Panama Papers, una investigación sobre la base de 11,5 millones de documentos filtrados, procedentes del despacho panameño Mossack Fonseca. Esta investigación reveló que líderes políticos y personalidades del mundo contrataron los servicios del bufete para crear sociedades extraterritoriales, aparentemente con la finalidad de evadir impuestos.



Fuente