Publicado:

De acuerdo con las fuerzas de seguridad rusas, el arrestado quería «desestabilizar las actividades de las autoridades y así influir en su decisión de poner fin a la operación militar especial».

El Servicio Federal de Seguridad de Rusia (FSB, por sus siglas en ruso) ha informado este jueves sobre la detención de un residente de la provincia de Kursk, fronteriza con Ucrania, que planeaba perpetrar atentados «en coordinación con los servicios especiales ucranianos», reporta TASS.

El organismo detalló que el arrestado quería llevar a cabo explosiones en el territorio de una o varias instalaciones de infraestructura de la ciudad de Kursk, donde hay concentraciones masivas. El individuo tenía como objetivo «desestabilizar las actividades de las autoridades y así influir en su decisión de poner fin a la operación militar especial».

Los agentes del FSB confiscaron dos artefactos explosivos improvisados, un arma traumática con municiones, así como literatura nazi y «otros objetos y documentos que confirman su actividad ilegal».

El sospechoso confirmó durante un interrogatorio que los servicios especiales de Ucrania le encargaron observar las instalaciones del Ejército, así como rastrear el desplazamiento de los equipos militares en la provincia.



Source link