El hecho ocurrió en la localidad de Barros Blancos (Canelones) en la madrugada del jueves
El hecho ocurrió en la localidad de Barros Blancos (Canelones) en la madrugada del jueves

En la madrugada del jueves dos hombres fallecieron por ser electrocutados mientras robaban cables en un poste de luz. El hecho ocurrió en la localidad de Barros Blancos (Uruguay), según informó Montevideo Portal.

Cuando la Policía llegó al lugar de los hechos constataron que había dos hombres caídos en el suelo sin signos vitales. Cerca de los cuerpos había una barra de metal que estaba haciendo contacto con la columna de luz y con el pie de uno de ellos, según indicaron desde el Ministerio del Interior.

Uno de los delincuentes tenía 38 años y tenía antecedentes penales por hurto y receptación. Además, en ese momento portaba una tobillera electrónica y por eso estaba bajo la vigilancia de la Justicia. El otro hombre no fue identificado aún.

Una fuente vinculada al caso dijo: “Se pudo comprobar que en circunstancias que estos estaban intentando robar cables, sufrieron una descarga y los dos fallecen electrocutados”.

Durante el 2020 la UTE contabilizó un total de 56.000 metros de cable robados y se trató de un aumento del 16% con respecto al 2019
Durante el 2020 la UTE contabilizó un total de 56.000 metros de cable robados y se trató de un aumento del 16% con respecto al 2019

En lo que va del año suman cuatro los fallecidos a causa del robo de cables, según datos del Ministerio del Interior. El mercado negro detrás funciona a partir de la venta por kilo de cobre, que en Uruguay se cotiza en $200 aproximadamente (USD 5). Para obtener un kilo de cobre son necesarios diez metros de cable.

En los últimos años el robo de cables y el negocio alrededor del cobre se volvieron temas recurrentes para la Policía. Sin embargo, comparando el mes de enero de 2022 con el de 2021 hubo una baja del 18,04% en el hurto de cables: este año se registraron 427 robos y en 2021 fueron 521, según los datos oficiales.

En julio de 2021 el Ministerio del Interior presentó en el Parlamento un artículo para penalizar el robo de cables de manera específica. En ese momento el subsecretario Guillermo Maciel indicó su preocupación por el robo del cobre, los daños a la red de fibra óptica y el alumbrado público.

En lugar de agregar un artículo al Código Penal los legisladores decidieron incorporar un inciso al artículo 341 del Código Penal, en donde se dice que si se realiza este tipo de delito “la pena mínima será de veinticuatro meses de prisión”.

Durante el 2020 la UTE contabilizó un total de 56.000 metros de cable robados y se trató de un aumento del 16% con respecto a 2019.

“Cuando el precio del cobre sube, los hurtos se disparan notoriamente. Subió mucho en 2021, hubo un pico en mayo casi duplicó el valor comparado en años anteriores”, señaló a Montevideo Portal el gerente de Distribución de UTE.

En 2021 el robo de cobre fue de 20.000 kilos en total, lo que significó un total de 39.102 clientes afectados en un año a causa de esto. Según el gerente de UTE cerca del 3% de los cortes de luz fueron ocasionados por hurtos de cables.

SEGUIR LEYENDO:





Fuente