Estados Unidos impuso nuevas sanciones a funcionarios cubanos a los que responsabiliza de represión. Se trata del ministro de las Fuerzas Armadas Revolucionarias y a la Brigada Especial Nacional de la cartera del Interior de la isla, anunció el Departamento del Tesoro.

Se trata del ministro Álvaro López Miera y la brigada especial nacional han sido designados bajo la Ley Global Magnitsky, según el sitio web del Tesoro.

Dicha ley, aprobada en 2012, persigue unilateralmente a ciudadanos extranjeros acusados de supuestos actos de corrupción y violaciones a los derechos humanos.

Según el Departamento de Estado señaló que López y la Brigada “han participado en la represión de las protestas, incluso mediante violencia física e intimidación”, en referencia a la violencia desatada el pasado 11 de julio.

El presidente estadounidense, Joe Biden, dijo que estas sanciones «sólo el comienzo» de un conjunto de medidas para atacar a individuos y entidades cubanas.

Por su parte, Bruno Rodríguez Parrilla, canciller de Cuba, calificó de «infundadas y calumniosas» las nuevas sanciones.

Sanciones a funcionarios

Para el periodista y analista político Roberto García Hernández el objetivo de estas nuevas sanciones es señalar a quienes consideran «represores» según sus intereses políticos.

Sin embargo, agregó, «lo que no han hecho con verdaderos represores y asesinos dentro de las fuerzas policíacas y de seguridad estadounidenses, quieren hacerlo ahora de manera totalmente ilegal con representantes del gobierno cubano, con el pretexto de que contribuyeron a actuar contra los participantes en los disturbios que tuvieron lugar el 11 de julio en Cuba».

Estas manifestaciones estuvieron marcadas por la violencia callejera, el vandalismo, el asalto y saqueo en tiendas.

 



Fuente