Publicado:

El político y empresario cuestionó al Gobierno de Alberto Fernández por la gestión de la pandemia, y defendió su decisión de vacunarse en EE.UU.

El expresidente de Argentina Mauricio Macri se refirió al coronavirus como «una gripe, un poco más grave», durante una entrevista en la que fue consultado sobre cómo habría sido su gestión de la pandemia. 

«Nunca he creído realmente que esta gripe un poco más grave es algo por lo que uno debe estar sin dormir», dijo Macri, según publicó el diario El Sol de Mendoza. 

Tras la repercusión de sus palabras, el exmandatario se disculpó a través de su cuenta de Twitter al considerar que había cometido «un error». «Pido perdón por el error que cometí ayer al hablar de la pandemia y envío mis disculpas a las personas que fueron afectadas por este virus y a sus familiares. De ninguna manera minimizo el impacto mundial del covid y el sufrimiento que ha causado», señaló.

«Lo que quise decir —continuó Macri— es que la enfermedad no se puede usar como una excusa para que el Gobierno avance sobre las libertades de las personas y avasalle institucionalmente a la república».

Frente a la pregunta de un periodista de ese medio mendocino sobre su decisión de incocularse en Miami, EE.UU., luego de haber asegurado que no se vacunaría hasta que todos los argentinos estuvieran vacunados, respondió: «Ya que no puedo comprar millones de vacunas porque ya no soy el presidente, hice una contribución. Mi vacuna ya no hace falta, yo ya me vacuné».   

En otro tramo de la entrevista, el empresario y político de centro derecha cuestionó duramente las políticas de su sucesor en la Presidencia, el peronista Alberto Fernández, para enfrentar al covid-19, que ya ha causado más de 80.000 muertos en el país. 

La Oficina Anticorrupción de Argentina denuncia a Mauricio Macri por supuesto enriquecimiento ilícito

«Realmente el manejo de la pandemia ha sido una desgracia para los argentinos. La cuarentena eterna ha destruido una parte del país«, afirmó Macri, cuyo espacio político promovió protestas contra las medidas de confinamiento en el país. 

Seguidamente, Macri dijo cómo habría sido su gestión si aún continuara en el poder: «Hubiese comprado todas las vacunas que había disponibles, porque si un día de país cerrado cuesta miles de millones de pesos, o más de cien millones de dólares, ¿cómo no vas a comprar todas las vacunas?». 

Y agregó: «Sin prejuicios ideológicos, con absoluta transparencia y garantizando el mismo nivel de vacunación de los chilenos». 

A fines del año pasado, el ala más dura de Juntos por el Cambio, la alianza que lidera Macri, llegó a sostener que la vacuna rusa Sputnik V contra el coronavirus era «veneno», aunque con el correr de los días cambiaron su discurso y comenzaron a reclamar más cantidades del inoculador proveniente de Moscú. 

«Me acusaron de envenenar y ahora me piden veneno para todos», ironizó el mandatario Fernández en un acto realizado en febrero. 





Source link