Los países del grupo BRICS (Brasil, Rusia, la India, China y Sudáfrica) denunciaron el acceso desigual a las vacunas y el tratamiento contra el
coronavirus en el mundo, algo que queda especialmente patente en los países más pobres

«Lamentamos constatar una desigualdad evidente en el acceso a las vacunas, el diagnóstico y el tratamiento, sobre todo
de los sectores más pobres y vulnerables de la población mundial. Por lo tanto, reconocemos la importancia de unas vacunas seguras, eficaces, accesibles a precios asequibles», dice la declaración de los líderes de los países del grupo emitida este jueves al término de la cumbre.

Los cinco reiteraron su compromiso de apoyar a otras naciones en la lucha contra la pandemia mediante programas de financiación, donaciones,
localización de producción, así como mediante suministros de vacunas y de distintos materiales médicos.

Al mismo tiempo, llamaron a consolidar la cooperación de la comunidad internacional tanto para combatir la pandemia, como para hacer frente a otros desafíos sanitarios de la actualidad y del futuro.

En el texto también se hace hincapié en los esfuerzos internacionales para el reconocimiento de certificados de vacunación anticovid y de test correspondientes de forma recíproca, lo que, según el BRICS, podría facilitar los viajes internacionales.

La XIII cumbre del grupo BRICS, presidida por la India, se celebró este jueves de manera virtual. El tema central del encuentro fue la cooperación intra-BRICS
para la continuidad, la consolidación y el consenso.

Esta era la tercera vez que la India acogía la cumbre del BRICS en estos 15 años del grupo, luego de ser el país anfitrión en 2012 y 2016.

(Sputnik)



Fuente