Este miércoles se presentó el informe de la Comisión Parlamentaria Investigadora (CPI) de Brasil sobre la gestión del presidente Jair Bolsonaro en la pandemia de Covid-19, que mató a más de 600 mil personas en el país norteño.

El informe elaborado por la comisión es muy duro con la actuación del mandatario brasileño y recomienda su imputación por diez delitos durante la gestión de la crisis sanitaria, entre los que se incluyen “crímenes contra la humanidad” y “favorecer la pandemia”, debido a su negacionismo ante la evidente situación.

Los demás delitos de los que Bolsonaro sería responsable según la comisión, son epidemia con resultado de muerte, infracción de medidas sanitarias, charlatanería médica e incitación al delito. También aparecen prevaricación, falsificación de documentos públicos, uso irregular de dinero público y atentados contra la dignidad del cargo.

Además, en el informe se extienden las acusaciones a cuatro ministros y a otras 67 personas.

Aunque la Comisión no tiene potestad para hacer denuncias formales, buscará que el informe llegue a diferentes órganos que puedan proseguir las investigaciones y formular cargos contra el presidente. Tal es el caso de la Fiscalía General o alguna corte penal internacional.

En el documento se consignan testimonios y se revelan casos impactantes, como el uso de pacientes como “cobayas humanas” para probar medicamentos ineficaces contra el coronavirus.

Sin embargo, la comisión retiró del documento las acusaciones de “homicidio” y “genocidio de poblaciones indígenas”, por desacuerdos en la composición interna de la investigadora.

No obstante, el trabajo final incluyó importantes denuncias. Se acusa a Bolsonaro de un “deliberado atraso” en la compra de vacunas. Además, se constató la “existencia de un gabinete paralelo” que promovió la inmunización de la población “mediante contagio natural”.

“Se dio prioridad a un tratamiento precoz sin amparo científico y se desestimularon las medidas no farmacológicas (uso de mascarilla facial y distanciamiento social)”, agrega el informe en sus conclusiones.



Fuente