Tras batir el sábado al anfitrión y favorito Canadá, la República Checa dio otra gran sorpresa el domingo al vencer a Grecia por un rotundo 97-72 en la final del preolímpico de basquetbol de Victoria y clasificar a los Juegos de Tokio-2020.

La selección checa, que competirá por primera vez bajo esta bandera en basquetbol en unos Juegos, se integrará en el grupo A junto a Estados Unidos, Francia e Irán.

El líder del equipo, Tomas Satoransky, base de los Chicago Bulls de la NBA, terminó con 12 puntos y 3 asistencias y fue elegido MVP (Jugador Más Valioso) del torneo.

A su lado, los máximos anotadores checos fueron los pívots Patrik Auda, con 20 puntos, y Jan Vesely, con 16.

El expívot NBA Georgios Papagiannis firmó 14 puntos y el base del Barcelona Nick Calathes otros 9 para Grecia, que no contaba en el torneo con su estrella Giannis Antetokounmpo, clasificado a las Finales de la NBA con los Milwaukee Bucks.

La República Checa ya había advertido de su potencial al eliminar el sábado en la prórroga a Canadá, una escuadra con figuras importantes de la NBA como Andrew Wiggins (Golden State Warriors) y RJ Barrett (New York Knicks).

Un día después, el equipo checo no dio ninguna opción en el juego ante Grecia, que arrancó como un vendaval con un parcial de 20-6.

Grecia, que había vencido con claridad a Turquía en su semifinal, no presentó resistencia en defensa y permitió que su rival terminara con un porcentaje de 63% de acierto en tiros de campo.

El mítico técnico estadounidense Rick Pitino vio con frustración cómo sus pupilos griegos llegaron a tener una desventaja de 32 puntos (89-57) a siete minutos del final.

Junto a la República Checa, también clasificaron este domingo en otros torneos preolímpicos Alemania, Italia y la Eslovenia de Luka Doncic.

gbv/ma





Fuente