Previo a un nuevo Día Mundial de la Salud, Cruz Roja redobla
sus esfuerzos por concientizar acerca de la importante relación entre la salud y
emocional de las personas con la de su entorno, teniendo en cuenta que el
ambiente es el hábitat natural del ser humano, que requiere de una buena
salud en el planeta para también tener una buena salud personal. 

“Nuestro planeta, nuestra salud. Nuestra salud, nuestro
planeta” pretende concienciar sobre la sanidad ambiental, que, según la Organización
Mundial de la Salud (OMS), aquella que comprende los aspectos de la salud
humana, incluida la calidad de vida y el bienestar social, que están determinados
por factores sociales y psicosociales, ambientales, físicos, químicos y
biológicos.  

En esta línea, la sostenibilidad de los sistemas de salud se
pone en riesgo si no se abordan las causas profundas de las
enfermedades, trabajando de esta manera, no sólo en las enfermedades sino
en la prevención.

La campaña One health reconoce que la salud humana
está relacionada con la salud del planeta, “por lo que un medio ambiente sano y
un estrecho contacto con él es la base para mejorar nuestra salud y calidad de
vida”, señala Carmen Martin, directora del área de Salud de Cruz Roja.

De acuerdo con la OMS el 23 % de las muertes a nivel mundial están
relacionadas con causas ambientales y esto afecta a 12,6 millones de
personas al año, si bien es cierto que no todos los factores ambientes influyen
de igual manera sobre las enfermedades.

Puntualmente, los problemas diarreicos, en gran parte están relacionados
con el ambiente, así como la exposición al plomo, los ahogamientos o las
intoxicaciones pueden favorecer la aparición de trastornos del desarrollo
intelectual.  

Por otra parte, diversos estudios relacionan la exposición a neurotoxinas con problemas cognitivos y demuestran
que la realización de actividad física -sobre en todo en contacto con la naturaleza
reduce el estrés, la depresión y la mejora del estado de ánimo. 

Nota con base a información de EFE





Source link