Publicado:

El líder de izquierda, de 76 años, comenzó su relación con ‘Janja’, de 56 años, cuando se encontraba en prisión por unas condenas que después fueron anuladas.

El expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, de 76 años, anunció este jueves que se casará el próximo mes de mayo con su novia Rosângela da Silva, de 56, y conocida como ‘Janja’.

«Me caso ahora en el mes de mayo para decirle al pueblo brasileño: сonfío tanto en Brasil, que a los 76 años me caso. Porque amo a la persona con la que me caso y porque amo a mi país», dijo el líder del Partido de los Trabajadores (PT) en una entrevista a la radio BandNews.

Lula comenzó su relación con ‘Janja’ cuando se encontraba en prisión por unas condenas de corrupción por las que pasó un año y siete meses recluido en un centro penitenciario. En noviembre de 2019, el Supremo declaró inconstitucional su encarcelamiento y le devolvió la libertad.  

En 2021, la Corte anuló todas las condenas contra él, lo que le permitió recuperar sus derechos políticos y le abrió la puerta para participar en los comicios del próximo 2 de octubre.

El matrimonio será el tercero del petista. En 1969, se casó con María de Lourdes, que un año después falleció de una hepatitis aguda al dar a luz a su hijo, que también murió.

En 1975, se comprometió con Marisa Leticía Rocco, quien durante más de 40 años estuvo a su lado durante su lucha sindical y política. Rocco falleció a los 66 años tras un accidente cerebrovascular.

Polémica sobre el aborto

Esta semana, el exmandatario se mostró a favor del aborto, lo que le convirtió en blanco de críticas de los seguidores de Jair Bolsonaro. 

En la entrevista de este jueves, Lula explicó sus comentarios. «Tengo cinco hijos, ocho nietos y una bisnieta. Estoy en contra del aborto. Lo que dije es que hay que transformar este tema del aborto en un tema de salud pública«, sentenció.

Lula se convierte en blanco de críticas de bolsonaristas y evangélicos al defender el derecho al aborto en Brasil

«Lo que pienso es que tiene que ser tratado como un tema de salud pública, el Estado tiene que poner atención a esta pobre gente que por varias razones abortan, y no quiero saber por qué abortan. El Estado tiene que cuidarles, no puede abandonarles. Por más que la ley lo prohíba y la religión no guste, [el aborto] existe», agregó.

Según el Código Penal brasileño de 1940, el aborto está permitido en tres casos: embarazo producto de una violación, que se puede interrumpir hasta la semana 22 de gestación; riesgo para la vida de la embarazada; y anencefalia del feto. 

Los comentarios del petista fueron criticados por su propio entorno, que considera que ha dado «munición» a Bolsonaro de cara a las elecciones presidenciales. 

A pesar de que Lula lidera todas las encuestas, el último sondeo mostró que Bolsonaro obtuvo un 30 % de intención de votos, frente al 26 % anterior. El exsindicalista se mantiene con un cómoda ventaja de 44 %.





Source link