El ex presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, continúa liderando las encuestas para las próximas elecciones presidenciales del país norteño, que tendrán lugar el año que viene.

El ex mandatario aparece como favorito, con una amplia ventaja sobre el actual presidente, Jair Bolsonaro, de acuerdo a los datos publicados este miércoles por la consultora Quaest.

En el estudio sobre las preferencias del electorado, encargado por la agencia Genial Envestimentos, se muestra que la intención de voto a favor del líder del Partido de los Trabajadores (PT) ronda los 43 y 46 puntos porcentuales, y quien lo sigue, Bolsonaro, obtendría entre el 24 y 27 por ciento de los votos.

La investigación corrobora de esta manera una tendencia que se ha hecho evidente ya en otros estudios: que Lula lidera la carrera presidencial para la primera vuelta y que vencería por amplia ventaja a sus posibles contrincantes en un balotaje.

Según el estudio, si Lula se enfrentara a Bolsonaro en primera vuelta de las elecciones presidenciales, sumaría el 53 por ciento de los votos, frente a 29 del actual residente del Palacio de Planalto, sede del Poder Ejecutivo brasileño.

En tercer lugar aparece el político Ciro Gomes, del Partido Laborista Democrático, quien se haría con un 10 o 12 por ciento de los votos.

Evaluación a la gestión de Bolsonaro

La encuesta comprendió a 2000 personas de 27 regiones de Brasil, y se ocupó también de la evaluación de la población sobre la gestión de Bolsonaro, en temas como el equipo de gobierno, la pandemia, la economía, entre otros.

En estos aspectos, el estudio arrojó que el 48 por ciento de los entrevistas desaprueba la gestión del mandatario derechista, al tiempo que 26 por ciento la evalúa como regular y solo 24 por ciento la ve como positiva.

Asimismo, el 68 por ciento de los encuestados consideró que la situación económica del país empeoró durante el último año. Este dato agrava la percepción ciudadana respecto de la economía, ya que en agosto un estudio similar revelaba que el 62 por ciento opinaba de esa manera.

La popularidad de Bolsonaro se ha visto progresivamente mermada según diversas encuestas, a raíz de la mala gestión ante la pandemia de Covid-19 y la vacunación, así como en el deterioro económico, el aumento del desempleo y la falta de ayudas a los sectores trabajadores.





Fuente