Publicado:

Este martes se dispararon más de 20 cohetes desde la Franja de Gaza a Israel, hiriendo a tres personas.

Un preso palestino de alto perfil murió este martes bajo custodia israelí después de una huelga de hambre de casi tres meses, anunció el servicio penitenciario de Israel, citado por AP.

Jader Adnan, líder del movimiento Jihad Islámica Palestina, comenzó a organizar huelgas de hambre prolongadas hace más de una década, introduciendo una nueva forma de protesta contra las detenciones masivas de palestinos sin cargos ni juicio por parte de las autoridades israelíes.

Adnan, de 45 años, se convirtió en un símbolo para los palestinos por haber sido detenido doce veces y mantener cinco huelgas de hambre en la cárcel israelí.

En respuesta, se llamó a una huelga general en los territorios palestinos. Asimismo, las Fuerzas de Defensa de Israel reportaron que 21 cohetes fueron disparados desde la Franja de Gaza hacia el sur de Israel. Al menos tres ciudadanos israelíes resultaron heridos como consecuencia de las explosiones. Previamente, las autoridades israelíes habían informado que tres cohetes habían caído en su territorio al comienzo de la jornada.

Endurecimiento de las políticas carcelarias

El fallecimiento de Adnan tiene lugar en un momento de alta tensión en la región y de endurecimiento de las políticas carcelarias israelíes hacia los palestinos.

En esta línea, el ministro de Seguridad israelí, Itamar Ben-Gvir, manifestó, citado por la agencia, que los funcionarios penitenciarios debían mostrar «tolerancia cero hacia las huelgas de hambre y los disturbios en las prisiones de seguridad».

«Responsabilizamos por su muerte a las autoridades israelíes», señaló Dana Moss, integrante del grupo de derechos humanos Physicians for Human Rights Israel. «Las huelgas de hambre son una de las pocas herramientas no violentas que les quedan a los palestinos en su lucha contra el injusto sistema legal de Israel, en un contexto de ocupación a largo plazo y un régimen de ‘apartheid'», agregó.



Source link