Publicado:

Una revista francesa sugirió que en medio del conflicto en Ucrania las pinturas podrían ser «una garantía tácita de protección para los franceses que viven en Rusia».

Se está trabajando en la logística para el regreso a su país de origen de una colección de pinturas pertenecientes a museos rusos, anunció este martes el embajador ruso en Francia, Alexéi Meshkov. 

«No es ningún secreto que en la situación actual, con medidas draconianas y en particular a lo que se refiere a los vuelos entre Rusia y Francia, las partes están trabajando en varios aspectos logísticos relacionados con el regreso de la exposición a su país de origen», aseveró Meshkov. El alto diplomático expresó su confianza en que «se encontrará una solución«.

"Soy un tonto, ¡qué he hecho!": Un vigilante explica por qué pintó ojos en un cuadro de una alumna de Malévich, valorado en un millón de dólares

Previamente, el medio francés Marianne informó que los cuadros de la colección permanecerán en Francia hasta que hayan condiciones óptimas para su transporte a Rusia. La revista además sugirió que en medio del conflicto en Ucrania las pinturas podrían ser «una garantía tácita de protección para los franceses que viven en Rusia». 

Asimismo, varios medios especularon sobre si Francia puede confiscar las obras de arte. Sin embargo, Le Figaro llegó a la conclusión de que, según la ley, el Gobierno francés no tiene derecho a incautarlas, ya que «son administradas por organismos gubernamentales extranjeros». 

Por su parte, el director del Museo del Hermitage, Mijaíl Piotrovski, afirmó en una entrevista con Forbes que las especulaciones sobre la confiscación de la colección rusa son «una provocación típica». «Todas las obras están protegidas, pero el contrato se está acabando. Tenemos que devolverlas a Rusia», destacó. 

Se trata de una colección de pinturas pertenecientes al Museo del Hermitage, el Museo de Bellas Artes Pushkin y la Galería Tretyakov, adquiridas por los famosos coleccionistas de arte rusos Mijaíl Morózov y su hermano Iván. Obras de renombre de Cézanne, Gauguin, Van Gogh, Renoir, Monet, Matisse y Picasso forman parte de la colección, entre otras. La exposición se inauguró en la Foundation Louis Vuitton de París el 22 de septiembre y estuvo abierta hasta el 22 de febrero. Más tarde, se prolongó hasta el 3 de abril.



Source link