Los senadores Mario Bergara (Frente Amplio) y Gustavo
Penadés (Partido Nacional) debatieron sobre la derogación de los 135
artículos de la Ley de Urgente Consideración (LUC), en concreto intercambiaron sobre cuatro ejes temáticos de la normativa: seguridad, educación, libertad
financiera y vivienda.

Al inicio del debate, que se realizó en el teatro Politeama de la ciudad de Canelones y que organizó la Cámara Uruguaya de
Television para Abonados (CUTA) y Cardinal TV, Penadés planteó que la LUC establece
una normativa que desde la coalición de los cinco partidos que accedieron al
gobierno se anunció que se iba a promover, en la que “estuvieran incluidos los
temas centrales” del compromiso electoral. 

“Se trata de una ley cuyo eje central es la de la promoción
y el respeto irrestricto de cumplir con el concepto más profundo de libertad.
La preocupación del gobierno está vinculada con la promoción de la libertad”,
insistió el nacionalista.

Por su parte, Bergara anunció que hay tres razones por las
que desde la oposición se quieren “erradicar” los 135 artículos.

“Primero, no soluciona los problemas de la gente, perjudica
a la mayoría de la población y en muchos casos es un retroceso, una vuelta al
pasado, a recetas que ya fracasaron décadas atrás”, dijo Bergara, quien agregó
que la “forma en que se trató la ley genera un mal antecedente”.

Educación

Sobre el eje temático de la educación, Penadés reconoció que
en los gobiernos anteriores “hubo una mejora sustantiva en materia
presupuestal”, pero también “se debe reconocer que fue la época en que hubo los
peores resultados”.

En esta línea, el senador nacionalista dijo que en la LUC
“se contemplaron todos los artículos que permitieran un cambio paulatino a un
modelo educativo que no dio resultado”.

“El 30% de los jóvenes hoy son analfabetos funcionales. Solo
40 de cada 100 terminan la educación secundaria. Uruguay está en los tres
peores lugares de Latinoamérica en cuánto a egreso”, expresó.

En tanto, Bergara dijo que los problemas de la educación no
se solucionan con los artículos de la LUC y que se “perjudica a buena parte de
la población”.

“Se vuelve a viejas recetas ya perimidas, ya fracasadas. Los
artículos que queremos eliminar erradican los históricos consejos de primaria,
secundaria y de educación técnica, además de eliminar la obligatoriedad a
padres y madres de inscribir a niños y niñas en un centro de enseñanza”, apuntó
Bergara, que sostuvo que hay “una vuelta al pasado” con la LUC.

“Falta mucho (en educación), pero nada de lo que falta lo
hallarán en la LUC”, agregó.

Vivienda

En cuanto al capítulo referido a vivienda, Bergara planteó que ningún artículo de la LUC refiere a asentamientos, pero además que los artículos que se procuran derogar no solucionan los problemas ni para el inquilino, ni para el propietario.

Insistió en que el nuevo régimen de alquileres instaurado por la LUC lo que genera es “un desalojo exprés”, “una forma cruel y despiadada de desalojar”.

Al respecto, Penadés respondió que durante el último gobierno de Tabaré Vázquez los asentamientos en el país aumentaron y dijo que Bergara utilizó “terrorismo verbal” para “generarle miedo a la población” al hablar de «desalojo exprés».

Defendió que la ley de alquileres (14.219) existente previa a la LUC, “sigue tan vigente hoy como ayer y mañana, sin que se le cambie una coma”.

“El gobierno entendió que un mecanismo para atender una realidad distinta es promover un instrumento independiente y diferente, que es del alquiler sin garantía”, mencionó Penadés.

Bergara, por su parte, retrucó que uno de cada cinco alquileres en Uruguay ya eran sin garantía: «La garantía no era un requisito legal, en todo caso es un requisito de mercado».

Finalmente, en los dos últimos bloques los senadores expusieron sobre las temáticas seguridad y libertad financiera. 





Source link