Un mal partido de dos equipos que jugaban un partido bisagra, para Peñarol era quedar en carrera de cara al Apertura y jugó tan mal en el complemento que se le complicó.

Para Deportivo Maldonado no perder era seguir bien arriba, llegó al Campeón del Siglo para hacer su negocio y lo hizo en el complemento, se llevó un empate con olor a triunfo.

Peñarol salió a buscar el partido de entrada sin jugar bien, dependía de los quites y entregas de Musto y el fútbol que le podía dar Carrizo, pero si bien estaban plantos correctamente en defensa, la generación de fútbol pasaba sólo por los pies del argentino.

Al aurinegro le faltó otra vez circulación en la pelota y precisión en el pase, otra vez la única opción que se veía era lo que podía nacer de los pies de «Pachi» Carrizo, con Bentancour muy solo en el área y Gargano que no encontraba su lugar en la cancha en los primeros cuareta y cinco minutos, con un Bryan Olivera lejos de los delanteros.

Musto otra vez un balance relevante que quitaba o entregaba rivales, lo que llevaba a que la defensa resolviera sin inconvenientes.

Deportivo Maldonado no generaba nada en ataque, estaba bien parado atrás y hacía una marca con cuatro en el fondo que cuando Peñarol atacaba se convertía en cinco defensores ya que Tellechea se metía en la línea de fondo para controlar el tandem que podían hacer Ramos y Carrizo.

Sin embargo la primera de peligro la tuvieron los fernandinos en un error de Gargano tratando de hacer un sombrero en la puerta del área hacia atrás que derivó en un tiro de Darias al primer palo que sacó Dawson al corner a los 23 minutos.

Cuatro minutos después en una presión alta la roba Musto y toca a Carrizo en la izquierda, devolución a Musto y este que devuelve la pared, el tiro del argentino lo intercepta Ramos que se abre a la izquierda rematando al arco, la pelota pega en el zaguero Lima descolocando a Reyes y convirtiendo el 1 a 0.

Bentancour se quejaba que la pelota no le llegaba y debía bajar muchas veces a buscar la pelota, pero en un pase frontal controla y la prepara para una chilena y Ferreira lo empuja claramente con el brazo y tirando su cuerpo hacia adelante lo que desequilibra a Bentancour, claro penal que el juez no cobra y el VAR bien gracias.

Hay también una jugada donde Ángel Rodríguez le mete un antebrazo en la garganta a Bryan Olivera cuando perdió la pelota, era mínimo amarilla en tiempo real, Burgos cobró sólo la falta; el VAR lo llamó a revisarla, vista en la revisión era expulsión y Burgos entendió que era amarilla. El primer tiempo terminó 1 a 0 en favor de los aurinegros.

Para el complemento Paladino mandó tres cambios, Muniz por Ángel Rodríguez, denunciando claramente lo que había sucedido, Enzo Borges por Belloso y Alex Silva por Tellechea buscando un ataque más claro.

Deportivo Maldonado le ganaba la mitad del campo, Peñarol no pasaba de tres cuartos de cancha. A los 61 minutos hay un tiro de Borges que Dawson logra desviar al corner.

A los 67 minutos hay un centro frontal, sale mal Dawson que en vez de rechazar la quiso agarrar y se molestó con Bentancour, la pelota derivó a Borges que sin marca ni arquero convirtió el empate.

Peñarol salió a buscar el partido pero desordenado y sin juego colectivo; Larriera ya había mandado a la cancha a Máximo Alonso por Bryan Olivera, poniendo al juvenil por izquierda y retrasando a Carrizo a la posición de armador. Pero poco pudo hacer el argentino que salió a los 73 minutos, su lugar lo tomó Viatri, al mismo tiempo entró Saravia por un sentido Musto que se había doblado un tobillo.

Bentancour se tiraba a la izquierda y Ramos subía, por lo que no había espacio para que Alonso desbordara; en la medida que pasaban los minutos Peñarol se desesperaba, Gargano pasó a ser la manija, pero no levantaban un centro bien, de hecho no hubo un tiro al arco.

Deportivo Maldonado esperaba algún contragolpe y los tuvieron, pero no los terminaban bien.

Palladino mandó a la cancha a Varela cuando vio que entraba Viatri y sacó a uno de los recién ingresados, Muníz; de esa manera puso marcas personales sobre los dod delanteros centros de Peñarol.

Pero a los 80 minutos Ferreira comete una falta al borde del área, segunda amarilla y se va.

En un contragolpe se lo perdió Alex Silva solo frente a Dawson y tiró afuera cuando ya estaban en tiempo de adición, que fueron unos cuantos minutos porque los fernandinos hicieron tiempo abundante.

A los 96 una chilena de Viatri se fue apenas afuera.

El partido termino empatado, Deportivo hizo su negocio y quedó primero, Peñarol jugó muy mal y no supo romper la defensa, más por inoperancia que por la misma defensa.

 



Fuente