Publicado:

El presidente colombiano, Gustavo Petro, informó este lunes que visitó a su hijo Nicolás Petro Burgos, quien permanece en libertad —aunque sin posibilidad de salir de la ciudad de Barranquilla, donde reside— desde el pasado 4 de agosto, tras haber alcanzado un acuerdo de culpabilidad con la Fiscalía por enriquecimiento ilícito y lavado de activos.

«Como padre, siempre tendrá mi apoyo y mi cariño. Como presidente he respetado sin titubeos la independencia judicial», reza parte del mensaje que publicara el mandatario en su cuenta de X, en el que también expresó su aspiración de que la acción penal que se le sigue a su vástago esté «libre de agendas políticas» y se respete el debido proceso.

Petro Burgos admitió su responsabilidad en la recepción de fondos ilícitos para la campaña presidencial de su padre —sin el conocimiento de este— y se comprometió a cooperar con las autoridades para revelar la estructura corrupta que estaría detrás de los fondos no declarados ante las autoridades, tal como prevé la legislación local. 





Source link