Publicado:

Aunque son muchas las visas aprobadas, no se notifica a tiempo a los seleccionados, y las familias esperan hasta cinco semanas para recibir respuesta sobre sus solicitudes.

Organizaciones benéficas del Reino Unido están preparando una demanda colectiva contra la ministra del Interior británica, Priti Patel, por los retrasos y los problemas a los que se enfrentan refugiados de Ucrania para obtener visados, informó este lunes The Guardian.

Se reporta que la demanda está siendo preparada por miembros de grupos de activistas y organizaciones benéficas como ‘Save the Children’ y ‘Refugee Council’, que insisten en que los programas sociales para los refugiados deben revisarse urgentemente, ya que los retrasos burocráticos ponen en peligro a los ucranianos, especialmente a los niños. 

La demanda en nombre de cientos de ucranianos que se han enfrentado a problemas con sus solicitudes de visado, así como una en nombre de los niños que no han podido acceder a las familias de acogida en el Reino Unido debido a retrasos durante el trámite respectivo, podrían incluir acciones legales contra el Ministerio del Interior.

Más de 5,5 millones de personas huyeron de Ucrania tras el inicio del operativo militar ruso, calcula la ONU

Aparentemente, aunque el Ministerio ha aprobado muchos visados, no ha notificado a las personas seleccionadas, lo que deja a las familias esperando hasta cinco semanas para recibir respuesta a sus solicitudes.

Los últimas datos muestran que sólo el 15 % de unos 74.700 ucranianos que solicitaron visados en medio de la operación militar de Rusia han llegado al Reino Unido, a pesar de que se han aprobado unas 59.000 solicitudes, sin que las autoridades lo notificaran a los solicitantes.

Al mismo tiempo, un gran número de esos ucranianos aún no han llegado al país, ya que tienen que esperar a que otros miembros de sus familias obtengan visados. Además, las solicitudes de los niños suelen llevar más tiempo, puesto que no tienen pasaportes y deben pasar los controles de seguridad.

La directora ejecutiva de ‘Save the Children’, Kirsty McNeill, declaró que los retrasos burocráticos estaban aumentando el riesgo para algunos de los 1,5 millones de niños ucranianos que han huido de su país en medio de la operación militar de Rusia. «Parte del argumento [del Gobierno] a favor de la burocracia y la lentitud es que mantiene a la gente segura. Sin embargo, en realidad es la falta de ritmo lo que pone en riesgo a los niños, más que nada», dijo.



Source link