Desde este lunes empiezan a regir las nuevas velocidades anunciadas por Antel en internet de los hogares. Fuentes de la compañía aseguraron a Cromo que el cambio será igual para todos los clientes.

Sin embargo, no todos los clientes lo van a apreciar de la misma forma. La diferencia que puede existir es que algunos tengan la versión antigua del rúter y eso les imposibilite de apreciar el cambio. No obstante, en algunos casos podrán notarlo, dijeron desde la compañía.

Para poder percibir el cambio hay que tener versiones del rúter moderno. El modelo de la marca china ZTE F680 tiene más antenas y posibilidades de conectar hasta 39 dispositivos a la vez en dos frecuencias. Este artefacto aún no está en todos los hogares. Hay algunos que poseen una versión intermedia, llamada F670, que también notarán el cambio.

El anterior, el F660, que es el que tiene el 60% de los usuarios, son los que pueden experimentar más dificultad para observar los cambios. Para ello, agregaron fuentes de la compañía, deben esperar a que Antel se comunique con ellos para hacer el recambio de rúter. La compañía estatal estima que serán más de 500 mil routers nuevos que otorgarán a sus clientes desde este lunes y durante todo 2022.

El plan que tiene la mayoría de la población es el Hogar Básico, a partir del 22 de noviembre la velocidad de bajada aumentará de 60 megabits por segundo a una de 100. En términos generales, el plan básico aumentará la velocidad en un 67%.
Se podrá observar el mayor impacto en las plataformas de streaming como YouTube y Netflix. Estas cuentan con un sistema tecnológico que descifra con qué ancho de banda se cuenta para ofrecer mejores resoluciones de sus contenidos por lo que al ampliar el ancho de banda es muy probable que aparezcan mejores resoluciones, como la 4K.



Fuente