El intendente de Salto, Andrés Lima, resolvió alquilar habitaciones en algunos pensionados de la ciudad para albergar a personas en situación de calle, mientras dure la ola de frío.

«Estamos haciendo un trabajo de equipo entre varias instituciones para poder responder a esta situación de frío polar. Trabajamos en equipo, la Intendencia, el Mides, el Inda, la Jefatura de Policía y el Ejército», explicó.

Las personas eran derivadas a un refugio que  funciona en el cuartel del Ejército, pero «quedó colmado en las primeras 36 horas y se tomó la decisión de contratar habitaciones en algunos pensionados de la ciudad».

«Se las contrató hasta el sábado, y se las puede usar todo el día. Además, se les proporciona un plato de comida caliente».

«El Comedor Municipal, además de cocinar para las familias beneficiarias, lo hace ahora para estas personas y para los refugiados venezolanos y colombianos», explicó.

Con la policía y el Comité de Emergencia lo que se hace es el trabajo en el territorio para convencer a la gente que está en situación de calle para llevarla a un refugio. «Surge la problemática de las mascotas, que no se pueden llevar a los refugios, y lo que hacemos en estos casos, es trabajar con la Protectora de Animales con la que tenemos un convenio para que nos ayude por unos días».

«Es la primera vez que usan estos hospedajes. En otros años teníamos 30 o 35 personas en situación de calle y ahora tenemos un poco más. Por suerte no hubo que lamentar fallecimientos hasta el momento», concluyó el intendente.



Fuente