Para agendarse, es necesario que hayan pasado seis meses desde la aplicación de la segunda dosis. Quienes contrajeron el virus, también deben esperar un mínimo de seis meses para recibir la tercera dosis.

Según el comunicado del MSP, algunas de las enfermedades crónicas incluidas son diabetes, cardiopatías: insuficiencia cardíaca, enfermedad renal crónica, trastornos neurológicos, obesidad, enfermedades respiratorias, hematológicas, VIH y cirrosis. A estas patologías se suman  las inmunosupresoras.

 

 

 



Fuente