Este jueves Sipolma dio a conocer la resolución de la asamblea que «solicita de forma urgente la remoción del Jefe de Policía de Maldonado por entender que es responsable en la designación de su equipo de trabajo, siendo sus integrantes de su absoluta confianza para llevar adelante las políticas de seguridad pública del departamento».

Además, Sipolma resolvió «declarase en conflicto y en asamblea permanente esperando respuesta de las autoridades del Ministerio del Interior».

La Asociación tomó sus resoluciones dados «los hechos de pública notoriedad donde un integrante del comando de la Jefatura de Policía de Maldonado, un cargo de relevancia y muy importante para la seguridad pública del departamento (Coordinador) y ante la alarma pública que se ha generado por las derivaciones ante la imputación de varios delitos».

Por su parte, desde Unipolma (Unión de Policías Maldonado) se expidió en un comunicado en el que se desmarcan de la posición de sus compañeros del otro gremio.

«La presente entidad gremial, se desmarca categóricamente de algunas declaraciones y titulares de prensa, que han circulado en los últimos días, con referencia a un tema de presunta corrupción policial en nuestro departamento».

El comunicado agrega que «Unipolma es muy cauteloso a la hora de hacer declaraciones públicas, o emitir opiniones, máxime cuando se está sustanciando en la órbita judicial una investigación al respecto de estos hechos».

Otros favores

Raúl Pereira, de Sipolma, en diálogo con la radio fernandina FM Gente, explicó que además de lo que se está sustanciando en la justicia, está todo lo que hace a las acciones administrativas internas de Jefatura, o las que tendrían que emprenderse a raíz de lo conocido en la audiencia.

Como ejemplo, citó el caso explicado por el fiscal Vaz en la audiencia de este miércoles cuando explicó que el Coordinador de Jefatura le había dado una orden al Jefe de la Guarda Rural para que no ingresara en el sistema una denuncia de abigeato «así no aumentaban las estadísticas» de delitos.

Pereira explicó que así como Pereira había cometido una falta u delito, que determinará la justicia, al pedirle eso al funcionario, correspondía investigar si el Jefe de la Guarda Rural había, a su vez, también incurrido en falta o delito al acatar una orden de esa naturaleza.

«El sindicato y la enorme mayoría de la policía no queremos hechos de corrupción, nosotros somos contundentes con esto y deben investigarse hasta lo último; por eso también creemos que también es responsable el Jefe Pioli por los actos que llevó adelante el coordinador. Es muy grave lo que pasó y todas las implicancias internas que hay por todo lo que actuó este hombre (Pereira) en el cargo».



Fuente