Publicado:

El productor Giacomo Chiapparini estaba en el interior de su almacén cuando se desplomó una estantería que generó un efecto dominó.

Un hombre italiano murió el domingo luego de ser aplastado por más de 15.000 ruedas de queso Grana Padano con un peso de unos 40 kilos cada una. Según los medios locales, Giacomo Chiapparini, de 74 años, quedó enterrado bajo los quesos luego de que se rompiera una estantería en su almacén de la localidad de Romano di Lombardia, en el norte de Italia.

El suceso ocurrió luego de que el productor quesero ingresara al lugar para programar una máquina que gira y limpia automáticamente las hormas para dejarlas madurar correctamente. El colapso de la estantería habría provocado un efecto dominó que derribó miles de quesos. Hasta el momento se desconoce la causa del accidente.

El sonido del derrumbe alarmó al hijo de Chiapparini y a varios empleados, que estaban fuera del galpón y dieron la voz de alarma. Al menos 12 unidades de bomberos y 118 rescatistas se presentaron en la granja. El bombero Antonio Dusi declaró a AFP que los socorristas «tuvieron que mover los quesos y los estantes a mano» hasta dar con los restos del hombre, 12 horas después del colapso. 



Source link