Imagen de referencia. - Colprensa.
Imagen de referencia. – Colprensa.

En Barranquilla, la capital del Atlántico, se ha vuelto a producir un incidente de tiroteo en medio de un cortejo fúnebre, esta vez resultando herida una mujer a causa de los disparos.

La víctima fue identificada como Ángela Isabel Corro Correa, de 22 años, quien lamentablemente falleció mientras recibía atención médica. Además, una persona fue capturada por su presunta participación en este ataque.

La Policía Metropolitana de Barranquilla informó que este episodio tuvo lugar en la tarde del miércoles 16 de agosto cerca del cementerio Calancala en la misma ciudad.

Según las investigaciones iniciales y los testimonios de testigos, mientras transcurría el cortejo fúnebre, un hombre y, al parecer, la persona que luego fue detenida, llegaron al cementerio en una motocicleta y abrieron fuego contra la joven Ángela Isabel.

Después del ataque, la pareja intentó escapar, pero la mujer que presuntamente participó en el tiroteo cayó de la motocicleta. Los asistentes al funeral aprovecharon este momento para agredirla y retenerla hasta que las autoridades pudieron tomar control de la situación.

La Policía Metropolitana de Barranquilla reaccionó rápidamente y logró proteger a la sospechosa, efectuando su captura por el supuesto intento de homicidio. El organismo también ha iniciado una investigación exhaustiva para esclarecer los motivos detrás de este suceso y para identificar al hombre involucrado.

Este incidente recuerda a un caso similar ocurrido el pasado 18 de julio en el Cementerio Jardines de la Eternidad del Sur, en la zona metropolitana de Barranquilla. En aquella ocasión, durante otro cortejo fúnebre, dos individuos en una motocicleta abrieron fuego, resultando en la muerte de una mujer y una menor.

La Policía Metropolitana de Barranquilla condenó este acto y junto con la Alcaldía Distrital ofreció una recompensa de hasta $50 millones de pesos para cualquier información que conduzca a la identificación y detención de los responsables.

Las investigaciones preliminares apuntan a posibles retaliaciones o ajustes de cuentas relacionados con la señora Yuleidys Vargas, quien era la compañera sentimental del hombre que estaba siendo sepultado. El hombre en cuestión era Manuel Ingirio, asesinado a tiros el 16 de junio de este año en la ciudad de Santa Marta. Ingirio había llegado a Santa Marta desde Soledad después de recibir amenazas, ya que, según las autoridades, estaba involucrado en la venta de terrenos en ese municipio.

Estos episodios de violencia en cortejos fúnebres subrayan la complejidad y las tensiones existentes en ciertas comunidades. La rápida respuesta de la Policía y las investigaciones en curso son indicativos de los esfuerzos para mantener la seguridad y prevenir este tipo de actos criminales.

La noche del 12 de agosto de 2023, la Policía Metropolitana de Barranquilla confirmó el crimen de un DJ en el barrio El Bosque en Barranquilla, Atlántico. Al parecer, los hechos se habrían registrado en medio de una riña familiar en donde, presuntamente, Georgina del Carmen Peñata Batista habría actuado en defensa propia.

Según el informe de la Policía, la pelea al interior de la casa dejó como víctima mortal a Andrés Edgardo Tello Movilla de 32 años y que fungía como DJ en el barrio. Aunque los detalles del crimen no se han dado a conocer oficialmente, sí se confirmó que Georgina del Carmen Peñata Batista fue capturada por el delito de homicidio agravado.

Sobre el crimen, los agentes de la Policía de la capital del Atlántico comunicaron que Peñata Batista indicó que Andrés Edgardo Tello Movilla ingresó a la vivienda y la comenzó a insultar y a agredir físicamente.

De acuerdo con el relato de Georgina del Carmen Peñata Batista una vez las agresiones por parte de Tello Movilla pasaron a la parte física, el ahora occiso la intentó asfixiar, por lo que en una respuesta para defenderse tomó un cuchillo y lo apuñaló en la región torácica y en la mano izquierda.

En el reporte de la Policía se puede leer que: “La señora Georgina del Carmen Peñata Batista, de 36 años, se presenta voluntariamente ante la Policía Nacional como autora de los hechos”.

Gracias a los familiares de Peñata Batista también se conoció que la mujer había sido víctima de maltrato por parte de Tello Movilla en varias oportunidades, inclusive, fue recluida en el Hospital Universitario CARI por lesiones.

“La mujer registra ocho anotaciones como víctima por los delitos de lesiones personales y violencia intrafamiliar”, confirmó la Policía de Barranquilla.





Fuente